Fertilizantes Orgánicos Líquidos

Para el proceso de cultivo es necesario utilizar diferentes suplementos,. Hacerlo en la estación adecuada para la planta o utilizar un especio controlado en el cual se puedan simular las condiciones que necesita la planta para crecer.

La agricultura es una actividad desafiante y que se debe hacer con conocimiento. Para obtener resultados, para ayudar a esta actividad existen suplementos como los fertilizantes. Este tipo de productos se consiguen en distintas presentaciones y elaborados a partir de una variedad de bases. Pueden ser hechos en una empresa o en casa, en esta ocasión nos centraremos en los fertilizantes orgánicos líquidos.

¡Qué son los fertilizantes orgánicos Líquidos? 

Los fertilizantes orgánicos líquidos son productos con nitrógeno amoniacal, hormonas que estimulan el crecimiento de la vegetación, vitaminas y aminoácidos. Este coctel es ideal para hacer que las plantas crezcan con mayor velocidad, de manera saludable y puedan producir frutos.

Para que se utilizan estos fertizantes

Los abonos líquidos se utilizan en suelos en los que existe poca materia seca y que tienen mucha humedad. Pueden ser preparados en tanques o recipientes plásticos que tengan una capacidad suficiente para albergar todo el fertilizante necesario para la extensión del terreno. Estos pueden fabricarse en el sitio en donde se encuentra la siembra o puede comprarse hecho y solo aplicarlo al suelo

Este tipo de fertilizantes son una gran alternativa para los fertilizantes químicos. Estos ocasionan contaminación en el agua, suelo, aire y que además pueden ser peligrosos para los agricultores si no se manipulan de manera correcta, causando intoxicación. Además, permiten incrementar la productividad en el campo gracias a la mejora en el desempeño de las plantas. Se logra obtener el beneficio de un fertilizante sin generar daños al suelo y al cultivo

Tipos de Fertilizantes Líquidos 

Existen varios tipos de fertilizantes orgánicos líquidos, los más populares son el Té de Guano, el Té de Hummus de Lombrices, el Abono Orgánico Seco Diluido en Agua y él Té de Estiércol,. Estos se pueden preparar de manera sencilla. Por ejemplo, el Té es Estiércol consiste en tomar un bolsa de estiércol y mezclarlo con abundante agua, dejarlo tres días bajo el sol y luego podrá usarse para regar las plantas.

Sin embargo, la más sencilla es diluir el abono orgánico seco en agua para transformarlo en abono orgánico líquido. A este no se le debe añadir ningún otro producto ni se le debe dar otro tipo de tratamiento

Existen otras recetas para preparar este tipo de abono. Algunas son mejores para cierto tipo de plantas. Es importante tener el conocimiento o consultar con alguien que sepa sobre el tema cual es el abono adecuado para la planta. No todos saben esto, sin embargo, muchas personas requieres usar abono,. Por ejemplo, alguien que tenga flores en su casa, deberá usar abono para que las plantas florezcan de manera rápida. En este caso, el abono orgánico liquido será una buena opción ya que podrá cumplir con el trabajo sin llevar sustancias toxicas a la casa

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *